17 mayo, 2010

Hostil

Ayer ví En tierra hostil.

Ya saben que lo que me gusta de los Oscar es el show. No me enfado si ganan los que no me gustan o no ganan los que me gustan... pero amigos míos, que esta película haya sido considerada lo mejor del año es una tomadura de pelo. En Tierra Hostil ni siquiera llega a ser una película mediocre. Es mala.

Y lo digo con verdadera pena, porque a mi SI me gusta el cine de la Bigelow (guapísima). Pero creo que está mal contada (confunde la cámara en mano con la cámara con Parkinson), no tiene ritmo, los actores normalitos, la banda sonora del montón... el guión tiene algún momento pero es abiertamente destrozado por su narración.

He estado muchas veces en desacuerdo con los premios entregados, pero nunca he creído que me han tomado el pelo. Hay años, como aquel 98 en el que ganó Shakespeare in love, que duelen. Sobre todo, porque su competidora era Salvar al Soldado Ryan. O sea, una peliculita contra una obra maestra del cine.

Pero nunca, hasta hoy, he sentido que hacían el ridículo. Por cierto, a los de la Academia, Salvar al Soldado Ryan es una película bélica de verdad... lo de la Bigelow, un chiste mal contado, sin gracia y sin cine... por lo menos, yo no lo he visto por ningún sitio.

8 comentarios:

  1. ¡POOOOOOR FINNNN!!!!

    Alguien que por fin comparte mi opinión sobre la dichosa cámara en mano.

    Para manejarla con sabiduría no basta con ser director, ni artesano, ni profesional. HAY QUE SER UN MAESTRO.

    Y me alegra que menciones a Spielberg porque él ha sabido manejar la cámara en mano como nadie con Salvar al Soldado Ryan y La Lista de Schindler.

    Provoca lo que tiene que provocar, cuando lo tiene que provocar y no da dolor de cabeza. Que últimamente hay que ir al cine con la biodramina en el bolsillo.

    Por eso nunca soporté la serie Policias de New York.

    ResponderEliminar
  2. Totalmente de acuerdo. Yo ya lo dije antes de los Oscars, pero los de la Academia decidieron no hacerme caso:
    http://ingeniodelaescalera.blogspot.com/2010/02/gravemente-aburrida-no-debe-verse.html

    ResponderEliminar
  3. A mi la pelicula me gusto, pero como ya dije en su dia, no merecia ni una nominacion, mucho menos ganar. Pero mala, mala, tampoco era. He de decir que es de las pocas peliculas de guerra que me han mantenido interesada.

    ResponderEliminar
  4. No la he visto y por ello no puedo opinar, pero al respecto al saber narrar, explicar, dirigir (o llámalo como quieras) simplemente hay que saber hacerlo. Dos ejemplos casi opuestos.

    Memento. Aunque explica la historia desde el final lo hace de manera sencilla y clara.
    Zodiac; sólo se que va de un asesino en serie. Pasada media hora me perdí con tanta información caótica.

    ResponderEliminar
  5. el anonimo tranquilo1:08 a. m., mayo 18, 2010

    en tierra hostil no la he visto, cuando la vea hablare.

    pero memento me parece una modernez con pretensiones. A mi me parecio todo muy mal contado.

    Zodiac me parece una pelicula colosal.

    ResponderEliminar
  6. Uf, ¿qué te voy a decir que no haya dicho yo antes de "En tierra hostil"?
    Me salí media hora antes de que terminara porque estaba a punto de vomitar del mareo que tenía, y encima me estaba aburriendo mucho. Era la primera vez en mi vida que hacía eso.
    Me perdería tres o cuatro desactivaciones más....

    El año del Soldado Ryan, qué quieres que te diga, me gustaban todas mucho mucho, así que no lamenté nada ni lo hubiera hecho especialmente cualquiera que hubiera sido el resultado, pero la de Spielberg sería mi tercera favorita de entre las cinco.

    ResponderEliminar
  7. Pues siento disentir: a mi The hurt locker me gustó, la maldita técnica de la cámara en mano es cierto que a veces se nota en exceso pero aun así no interfiere, y en conjunto me parece una buena película, algo primeriza para una directora del bagaje de la Bigelow. En lo que estoy de acuerdo es que esta película no tiene altura cinematográfica para merecer un oscar y situarse junto a monumentos como Sin perdón o El silencio de los corderos. Eso me parece una guasa.

    Y lo de no nominar a Lorna Raver la puntilla, claro.

    ResponderEliminar